inicio
Lunes, 10 Febrero 2014 09:46

“Qué astuto, qué indecente, qué maravillosamente oportuno”

Escrito por 
Valora este artículo
(1 Votar)

Y es que es el momento de Izal.  Lo tenemos muy claro, Izal se está consolidando merecidamente como uno de los grandes grupos del panorama musical en nuestro país.

Después de llevar años defendiendo sus dos trabajos discográficos, ambos autoeditados, el quinteto compuesto por Mikel Izal (Vocalista), Alejandro Jordá (Batería y percusiones), Iván Mella (teclados, sintetizadores y melódica), Alberto Pérez (guitarra eléctrica y coros) y Emanuele Pérez (Bajo y coros) llega en el momento clave con la firme intención de hacer disfrutar a las 2500 personas que, tras agotar la totalidad de las entradas y abarrotar el recinto madrileño, no pararon de cantar y bailar en toda la noche mientras Radio3 retransmitía todo el concierto en directo.

Las colas que bordeaban La Riviera y llegaban hasta la calle Segovia tan sólo eran el preludio del éxito posterior. Tras una cuenta atrás cargada de nervios y emoción, anunciada por dos pantallas que colgaban a ambos lados del escenario, que la sala entera coreó, salieron a escena unos enérgicos Izal abriendo el concierto con “Despedida”.

Sus dos trabajos “Magia y efectos especiales” (2011) y “Agujeros de  gusano” fueron el hilo conductor de la noche, con un par de temas que formaban parte de trabajos anteriores. El grupo, con una amplia trayectoria musical de cada uno de sus componentes, no para de girar con este proyecto que tienen entre manos.

“Sueños y aviones veloces” es uno de esos temas que forman parte de trabajos anteriores, en el que llamaron a escena para acompañar al cajón a uno de los fundadores de la banda: “El Manin”.
“Qué bien”, un bonito detalle fue el guiño hacia el Sonorama rememorando entre confeti aquel sábado en la famosa Plaza del Trigo, de Aranda de Duero. Bendito Sonorama.

Si ellos se pasaron la noche entera con una sonrisa de oreja a oreja, nosotros no paramos de emocionarnos y de saltar y bailar. Otro de los grandes momentos de la noche fue “Ockham”, acompañados a los vientos por Iván del Castillo, fue en el que un carismático Mikel se desplazó hasta una de las barras laterales para emular a “Fredy Mercury” entre un público caluroso y muy agradecido.

Tras este, llegaron temas como “Pánico práctico”, “Prueba y error” o “La mujer de verde” con el que acabaron poniendo el broche al ambiente festivo que consiguieron crear en La Riviera.

Hemos sido testigos de la visible progresión de Izal que, tras pasar por una gran cantidad de salas a lo largo del territorio español  y formando parte del cartel de un gran número de festivales de renombre en nuestro país, la noche del viernes se consagraban en La Riviera después de haber colgado con un mes de antelación un sold out más que merecido.

Tantos y tantos buenos momentos desde las primeras filas que desde Livetheroof les auguramos un futuro más que prometedor. ¡Bravo Izal!

Por @aletheia13

Inicia sesión para enviar comentarios
  • Facebook Page: 420618674634648
  • Flickr: livetheroof
  • Twitter: livetheroof
  • Vimeo: user7989057
  • YouTube: livetheroof
  • External Link: www.spotify.com

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Si necesita más información sobre las cookies que usamos, y cómo borrarlas pulse aquí. También puede consultar nuestro aviso legal